La verdad sobre 3 mitos de la leche de almendra | Farmacia Guatemala

La verdad sobre 3 mitos de la leche de almendra

#Leche #Mitos #Nutrición

La verdad sobre 3 mitos de la leche de almendra


Lo que debes recordar de este artículo 

  • La leche de almendra es una alternativa baja en calorías, grasas y azucares respecto a la leche de vaca.  

  • El valor nutricional de la leche de almendras es muy bajo en comparación a la de vaca. 

  • No es una alternativa viable para niños en crecimiento.

La leche de almendra se ha presentado en los últimos años como una alternativa más saludable a la leche de vaca. Es una de las varias bebidas de origen vegetal que buscan entrar a las cocinas de quienes cuidan de su salud. Antes de que la incluyamos en nuestra dieta, lo mejor es conocer un poco de sus propiedades para saber si nos conviene o no.   

Estrictamente hablando, la leche de almendra no es leche, ya que esta es por definición de origen animal. Sin embargo, se utiliza el nombre por su parecido y porque se le ha presentado como una alternativa a la de vaca.  

Es precisamente esto último lo que ha hecho que surjan algunos mitos alrededor de la leche de almendra que es importante analizar.  


Es más nutritiva 

Falso. Según un estudio comparativo entre la leche de vaca y las de origen vegetal, publicado en 2017 en el Journal of Pediatric Gastroenterology and Nutrition, la leche de almendra tiene muy bajo contenido de vitaminas y minerales. No solo tiene poca vitamina en comparación, también tiene muy poca proteína y la calidad nutricional de la misma no es la mejor 


Aunque en sus presentaciones comerciales suelen fortificarse, especialmente con calcio, siguen manteniendo niveles inferiores respecto a la leche de vaca.

Engorda menos 

Cierto. El mismo estudio muestra como la leche de almendras tiene menos de la mitad de las calorías que la leche de vaca. Esto se debe en parte a que la cantidad de grasas y azucares es mucho menos y no contiene ácidos grasos saturados en absoluto.  

Es rica en ácidos grasos monoinsaturados y contiene mucha fibra, que ayudan al control y pérdida de peso y a reducir el colesterol malo. Todo esto la hace excelente opción para incluir en dietas bajas en calorías y para bajar de peso. 


Es mejor para los niños 

Falso. No es que sea dañina para los niños, pero si comparamos, la mejor opción para un cuerpo en crecimiento es la leche de vaca, ya que contiene más proteínas en general y de una mejor calidad para el proceso de crecimiento. Durante las etapas de crecimiento se necesita suficiente proteína y de buena calidad, dice el primer estudio citado, por lo que la leche de almendra no es la ideal para los niños. Esto lo confirma otro estudio, llamado Asociación entre consumo de leche no vacuna y estatura infantil, en el que se confirma que los niños que consumen leche de vaca crecen más que los que consumen leches de origen vegetal, incluyendo la de almendra. 

Entonces, ¿podemos decir que la leche de almendras es mejor o peor que la leche de vaca? Eso depende de para qué. Incluir leche de almendra en tu dieta diaria no te hará daño, solo debes estar consciente de cuáles son sus valores nutricionales. 
 

Aunque en cuanto a nutrientes la leche de vaca es una mejor opción, especialmente para niños, en ciertas dietas puede ser sustituida por leche de almendras. En casos como dietas veganas, dietas bajas en calorías o en grasas y casos de intolerancia a la lactosa, la leche de almendras puede ser una alternativa muy viable.  

Ahora que ya conoces más sobre la leche de almendras, ¿la incluirás en tu dieta?

You can compare max 4 products.